LA IGLESIA Y LA MESA DE FAMILIA


En las fiestas familiares se reunen los hermanos y a la cabecera está el padre.
En la Iglesia nos reunimos tambien los hermanos y en la cabecera nos preside el Señor que es el Hermano Mayor.

En la familia, todos los hermanos - de la misma sangre – radicalmente iguales.
En la Iglesia, todos, hermanos por el nuevo nacimiento del Bautismo.
En la familia, el padre reparte sus regalos en las fiestas y todos comparten el gozo del regalo, se lo enseñan unos a otros y lo agradecen...

En la Iglesia, el Espíritu del Señor , va repartiendo a cada uno sus dones.
¡Carisma!
Y desde la RADICAL IGUALDAD DEL BAUTISMO , APARECE LA DIVERSIDAD CARISMATICA.
Tres grandes carismas, tres grandes tareas, que el mismo Espíritu del Señor las irá especificando:
- El Ministerio Apostólico . Hace presente a Cristo para que presida la mesa de familia y se ponga en marcha a la cabeza.
- La Vida Religiosa. Manifiesta ante el mundo que los criterios evangélicos son posibles y estan vigentes.
- La vida laical. Trasforma el mundo, sus ambientes, sus instituciones... como la levadura en la masa.

Tres grandes tareas COMPLEMENTARIAS para la vida de la Iglesia. Y todo desde la RADICAL IGUALDAD y la DIVERSIDAD CARISMATICA
creadas por el Espíritu del Señor.

José María León Acha