CATEQUESIS FAMILIAR

CONVIVENCIA EN PUENTENANSA

El pasado domingo, 13 de Marzo, celebramos la segunda convivencia de los tres grupos de catequesis familiar en el albergue de Puentenansa.

El tema del día fue “La Cruz... la señal de los cristianos” y se intentaron cubrir los siguientes objetivos:
- El encuentro de las familias con los catequistas y el sacerdote para manifestar la Fe que nos une.
- La reflexión sobre el significado de la cruz y lo que realmente celebramos en la ya cercana Semana Santa.
- La celebración de la Eucaristía que refuerza la comunidad y nos alimenta para vivir y manifestar mejor nuestra Fe.
El tema propuesto conectaba directamente con el trabajo sobre el perdón que las familias habían desarrollado en casa en las últimas semanas.

Tras los saludos y comentarios sobre el buen tiempo que nos acompañaba y lo bonito del lugar, comenzamos la catequesis con una exposición del tema a cargo de Ricardo, nuestro sacerdote. El mensaje se condensa en tres palabras:

CRUZ=AMOR=TRANSFORMACIÓN.

A continuación, provista cada familia con una cartulina, pinturas, rotuladores, etc., se le propone el siguiente trabajo:

- ¿De qué realidades, necesitadas de ser transformadas, habláis en familia? (Enumerarlas)
- Dibujar una cruz: Poner a un lado todas las realidades que habéis enumerado, al otro lado escribir una oración sencilla en la que juntos, como familia, pedís a Jesús su transformación.
- Y a los pies de la cruz poner un nombre (pseudónimo), una ciudad, un país, etc… que juntos habéis decidido que sea quien sostenga la cruz.

Tras un rato de intenso trabajo, nos reunimos para la puesta en común que, como siempre, resulta muy rica en aportaciones y produce reflexiones muy atinadas sobre la realidad y la necesidad de su transformación.

Para disfrutar del magnífico día de sol que nos tocó en suerte, organizamos la comida en el exterior y allí compartimos nuestras viandas, nuestra conversación y fuimos conscientes de la sana alegría que se respira en estas ocasiones. Los niños jugaron, algunos mayores también, y la sobremesa, con el café y los dulces, fue también de lo más animada.

Terminamos con la Eucaristía en la que hubo mucha espontaneidad y se leyeron, al tiempo que se hacía el ofrecimiento de cada mural, las distintas oraciones que cada familia había redactado.

( Si te apetece ver las fotos ahora pincha: AQUI )

© parroquiamontesclaros.com 2005